Página principal República de Polonia En las ciudades polacas Gdansk, ciudad de la libertad

Gdansk, ciudad de la libertad

Ciudad tan antigua como Polonia. Situada en la costa del mar Báltico, junto a la desembocadura del río Vístula, fue la puerta marítima de Polonia y tesoro de la cultura burguesa, puerto hanseático y Ciudad Libre. En el siglo XX Gdansk fue escenario de la primera batalla de la II Guerra Mundial, y los heroicos defensores de Westerplatte ocupan un lugar destacado en la historia...al lado de los héroes de las Termópilas.

Bello y próspero, Gdansk fue a menudo objeto de deseo y muchas veces tuvo que luchar por su soberanía. No es nada extraño que fuera precisamente aquí donde se formó „Solidaridad”, movimiento en defensa de la libertad.

Durante siglos arribaban a la Costa de Gdansk barcos mercantes de todo el mundo. Hoy los turistas zarpan de aquí para hacer excursiones.

La ciudad vieja, llamada la Ciudad Principal, está cortada por las calles Dluga, con la Puerta de Oro y Dlugi Targ, que termina en la Puerta Verde. Aquí se halla una gran aglomeración de extraordinarios monumentos, galerías de arte y talleres de orfebrería. En este lugar se alzan los edificios del Ayuntamiento gótico y el de la Corte del Rey Arturo, en los que el patriciado de Gdansk acogía a los soberanos. Al lado está la Casa de Oro, símbolo de la riqueza de la burguesía de Gdansk, y en frente se halla la Fuente de Neptuno, donde se dan cita los enamorados y los turistas. Aquí y en las callejuelas cercanas tienen lugar diversos festivales artísticos de verano, así como la conocida „Feria de Santo Domingo”, que atrae a visitantes de muchos países.

Una obra maestra de la fantasía arquitectónica es la pequeña calle Mariacka, con sus estrechos edificios y amplias terrazas, bajo las cuales, en los sótanos de bajas bóvedas, hay galerías con bisutería de ámbar. En la catedral de Oliwa se encuentra un órgano con un sonido extraordinario y una bella ornamentación barroca con figuras móviles.

Junto a Gdansk se hallan Sopot y Gdynia. Sopot es una estación climática internacional y un centro cultural. Aquí se puede descansar y divertirse de la mejor manera posible, y también se puede pasear... „por el agua”, por el muelle que sale al mar más de medio kilómetro.

En Gdynia se celebra el festival de cine más importante de Polonia, y junto al desembarcadero del puerto pueden verse amarrados famosos barcosmuseo, como el buque de guerra „Blyskawica” y el velero „Dar Pomorza”.